Montmartre

Montmartre se inspira en la década de los años 20 en París, los Années Folles, un periodo en el que artistas e intelectuales confluían en una ciudad excitante e irreverente que tenía mucho que ofrecer. Una sociedad cafetera estaba dispuesta a transgredir hacia nuevas formas de arte y comportamiento social. Los movimientos de vanguardia y el surrealismo convivían con la elegancia inherente y clásica de París.

(8)